Ir al contenido principal

Soy un defecto

Soy las ojeras del domingo por la mañana después de llegar a casa tras un sábado de fiesta,
 y que te afanas por ocultar.
También soy el pecho más pequeño que el otro que te tiene acomplejada cuando es lo normal.

Además,
soy las orejas que en cuanto puedas te vas a operar porque,
según tú,
las tienes un poco puntiagudas.

No te equivoques,
soy esa "barriga"por la cual no eres capaz de quitarte la camiseta y con la cual siempre estás de mal humor.

Ese culo que no sigue el canon,
que es demasiado plano;
pero no dices nada,
aunque te de reparo que se note.

Incluso soy esos dientes que crees que la gente evita mirar porque se  te ven cada vez que sonríes y que no están moldeados por esos mas que costosos aparatos.
Soy tu maldita costumbre de vestir como te da la gana pero que a a la gente no le gusta;
y por ello empiezas a cambiar,
renovar para ser como los demás.

Soy ese maquillaje que de noche busca confundir,
atraer a gente;
pero que,
a la mañana siguiente se difumina entre lágrimas porque sabes que no eres tú.

Cuando me ocultas o me callas,
una parte de ti se muere.

Buscas ser otra persona mientras huyes de mí.

Lo siento,
jamás seras tú.

Acéptame,
pues no soy un defecto,
ni mucho menos.

Soy algo que te hace totalmente diferente al resto.
Soy un detalle en tu cuerpo, lo que le dice "soy único" a gritos a todas esas filas y filas de personas que pasan a tu lado, que intentan pasar desapercibidas pareciéndose unas a otras, siendo copias de copias, que copian a copias y que no saben al final quienes son.
Soy el toque de color en un mundo cada vez más gris

(Puede encontrarse también en el blog de Musicafeinomano)

Entradas populares de este blog

Frases.

Lo siento,
Te quiero,
Te echo de menos,
Me equivoqué,
Y un sin fin de frases hechas que quieren decir tanto...pero que pocos sabemos valorar. En parte, porque son frases demasiado devaluadas por su uso. Quién no habrá dicho un "lo siento" hasta la saciedad o hasta que le han mandado directamente a la mierda. Es un ejemplo. Me sigues, ¿no?. Por otra parte, pocos lo saben valorar porque son pocos los que son capaces de decir "te echo de menos" y cuando  lo dicen, lo escuchas como un balazo a bocajarro, a pecho descubierto. ME ECHAN DE MENOS. Lo piensas, no sabes muy bien que decir, ¿Qué significa?. ¿No lo sabes?. El ego y nuestra soberbia han desaparecido, se han esfumado y entonamos algo que odiamos, el himno de la fragilidad, cuya letra firma nuestra, hasta ahora escondida, capacidad de equivocarnos. Y si, sentimos. Y aunque hace un mes firmásemos un adiós con un café, a día de hoy puedo echarte de menos. Somos humanos, pero intentamos ser máquinas. No puede ser. No me…

Miedo a ser yo mismo

Miedo a hablar,
a callar, a gritar, a llorar.
Miedo a gustar,  miedo a no agradar.
Miedo a tomar decisiones,  miedo a estar parado mientras el reloj no para de hacer tic-tac.
Miedo a ser yo mismo mientras el resto parece tenerlo todo decidido,  controlado.

¿Soy diferente? 
¿Qué debo hacer? 
¿Qué debo no hacer?

Todo son preguntas en mi interior mientras el mundo me mira con los ojos de quien quiere intimidarme. A mí, a un manojo de nervios. A un NADIE. Porque a pesar de lo que me inculcaron en casa, en la escuela, en la televisión, en la radio...no voy a llegar a ser importante ni uno entre un millón y mucho menos mientras en mí impere esta maldita indecisión, pero tampoco quiero serlo. Quiero, simplemente, ser alguien que se mire al espejo cada mañana y se sienta orgulloso de tomar decisiones, de ser quien es, de arrepentirse de sus errores porque un día decidió dar un paso adelante y poner voz a sus deseos.
En mí reina el silencio  y no quiero.
El silencio me mata,  es una mano invisible que me arrastr…

Resaca emocional.

Aunque eres consciente de que tus fantasmas te persiguen y te atan al pasado, no quieres parar de avanzar. "Un paso más", te dices, con la seguridad de quien se cree inmortal. Pero no. No puedes más.  Has de parar, ¡por Dios! te volverás loco... esto no puede seguir así...
¿cómo si no?
Somos presos de nuestros miedos, de nuestros recuerdos y de nuestros "y si...". Muchas veces habrás querido tener amnesia temporal o vomitar toda esa pesada carga de una vez y muchas mas habrás querido parar en seco, dejar de sentir porque realmente, no puedes con todo  y querrás no parar de llorar, llorar en esa esquina húmeda, fría y oscura donde te debates continuamente entre caer o no levantarte jamás.
Decides avanzar. -los dos sabemos que esto no durará-
Pasan los días , cada vez duermes peor y eso no ayuda en absoluto. Vives grandes experiencias pero no puedes dejar de compararlas con aquellas que ya pasaron y no volverán. Te lo dije, te ibas a volver loco. Ya saluda en ti el nudo …